De comedias y otros demonios

Para todo aquel que me conozca (o haya echado una ojeada rápida a este blog) existen ciertas cosas obvias. Una de ellas es que me encanta el cine y me gusta hablar de las películas que he visto. Lo cierto es que lo veo prácticamente todo, y mis gustos van desde grandes producciones tipo Terminator a clásicos como El Padrino pasando por el cine independiente américano o pequeñas estupendas películas europeas y latinoaméricanas. He de reconocer que el cine asiático se me atraganta, y las comedias con Adam Sandler, Lesley Nilsen o Steve Martin (por ejemplo) me parecen insoportables. No me hacen gracia y no puedo con ellas.

Mantengo que hay un momento para todo. No siempre me apetece ver películas que necesiten mi completa atención, no siempre me apetece que una película se me quede en la retina por una semana, así que también me trago una proporción importante de estúpidas comendias américanas, típicamente romanticonas. Tengo que reconocer que me gusta Jennifer López, siempre hace lo mismo, pero lo hace bien. Drew Barrymore, Jennifer Aniston, Julia Roberts, Sandra Bullock son otras de las que sigo, con mayor o menor fortuna. Eso si, no soporto a Meg Ryan, es superior a mi. No ha hecho nada decente desde el chip prodigioso, parándose en un par de películas medio decentes como cuando un hombre ama a una mujer o cuando Harry encontró a Sally. De cualquier forma reconozco la dificultad del género, yo creo que el problema principal de la comedia romántica es que está muy gastada. Es muy difícil hacer algo realmente bueno, realmente distinto y especial, y ante todo, creíble.

Otro género al que siempre me acerco con cierto escepticismo es la comedia. Hacerme llorar con una película es muy fácil. Desgraciadamente provocarme una carcajada es mucho más complicado. Hace un par de años me creé una cuenta en el portal cinemátografico filmaffinity.com. Allí periódicamente voy puntuando las películas que veo. Una vez has introducido un número suficiente de votaciones es posible calcular tus “almas gemelas”, que son personas con gustos similares a los tuyos. De ese modo obtienes recomendaciones de películas, series, etc… de gente con un perfil parecido al que has introducido. A mi personalmente me encanta. He descubierto un montón de películas de este modo. Así, a día de hoy me encuentro con que he introducido 1743 votos, los cuales incluyen 113 series (que no significa que haya visto de cabo a rabo cada uno de los episodios). El portal presenta también una estadística de tus votaciones. Puntuaciones medias por género, país y demás. Una de las cosas que a mi me resultan más interesantes es que he puntuado 546 dramas con una media de 7.0. Sin embargo, en el caso de las comedias, habiendo puntuado 396 la media es 5.8. Esto confirma lo dicho anteriormente, hacerme reir es difícil. Es evidente que el humor es algo muy particular. Además las carcajadas se contagian, yo siempre me río mucho más cuando veo una película en el cine que sóla en mi casa. Y por último, el humor puede ser completamente cultural, social y educacional.

Películas internacionales que recuerde ahora mismo que me hicieron reir muchísimo fueron In and Out, Tootsie, Cuatro bodas y un funeral, Jerry McGuire, Alta fidelidad, Love, actually, el hombre tranquilo, another year, Mejor… imposible, Arsénico por compasión o Bésame, tonto. En cuanto al producto español, diría yo que en general goza de buena salud (excepto cuando se ponen ante mis ojos bodrios tal como Mortadelo y Filemón). Unos cuantos ejemplos del disparatado humor ibérico son Airbag, El día de la bestia, Entre tinieblas, El milagro de P tinto, Mujeres al borde de un ataque de nervios, el otro lado de la cama, Belle epoque, Gordos o mismamente la última maravilla de Sánchez Arébalo, Primos,  que es una película que se digiere con una sonrisa permanente, fácil, gracil, bonita, bien hecha y con un reparto fantástico. Gracias por esos estupendísimos 90 min.

Hace un par de días vi Hangover. Tengo que reconocer que empecé a ver la película con un elevado grado de escepticismo. Ya lo he dicho, las comedias y yo no nos llevamos demasiado bien. Pero resulta que me encantó, tengo que reconocerlo, me proporcionó una hora y pico de completo entretenimiento sin tener ninguna necesidad de comerme el coco con la presencia de personajes psicóticos y desquiciados, lo cual de vez en cuando se agradece. Y por último para acabar con esas últimas películas que he visto estos días tengo que hablar de Midnight in Paris, la última de Woody Allen. Yo no soy una fan de Woody Allen, no he visto todas sus películas, y nunca he visto dos veces nada dirigido por él. Lo cierto es que el hombre me causa repelús, toda esta histora del lío Mia Farrow y la hija adoptada china traumatizó mi infancia, debía ser yo sensible entonces, vete tu a saber. Pero a lo que iba, esta película me encantó. Al principio me parecía un rollo un poco flipado. Una película que empiece hablando de los encantos de pasear bajo la lluvia intensa me asusta. Soy gallega, la lluvia es mi habitat natural, pero prefiero observarlo desde dentro y pasear cuando brilla el sol…. Pero bueno, igual es una licencia poética, o un rollo chic francés que yo no comprendo. Pero en cierto momento al flipado del protagonista le sucede algo y una se enamora directamente de la película. Por no fastidiarle la historia al personal no voy a decir nada, lo mejor que uno puede hacer es ir al cine a verla sin saber absolutamente nada de la historia, y saldrá como yo, con una sonrisa de oreja a oreja y feliz de haber visto algo bello, algo original, y algo tremendamente gracioso. Gracias Woody, con esta te perdono el bodriazo de Vicky, Cristina, Barcelona.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s